«Lo de Isco es para el museo»

Soplan vientos cargados de polémica alrededor de Isco. El centrocampista parecía que, con el regreso de Ancelotti, viviría una especie de renacimiento. Comenzó teniendo minutos, con titularidades ante Levante y Betis cuando el curso amanecía, pero, desde entonces, está viviendo una regresión. El choque ante el Granada de la última jornada complicó aún más la situación, puesto que tuvo un desaire a Carletto que le coloca en una tesitura complicada. Calentaba junto a Jovic y Vallejo cuando estos iban a ingresar al campo y él no, algo que no le sentó nada bien. «Isco ha entendido que iba a salir tras el calentamiento. Le dicen que va a salir más tarde, se cabrea y se sienta en el banquillo», explicaron en ‘El Larguero’. Ancelotti cedió y le dio entrada antes de lo previsto y en el programa de la SER analizan lo ocurrido y la situación del malagueño.

«Isco se equivoca, pero no se le puede sacar para tres minutos. Davide Ancelotti se equivoca por querer sacarle menos tiempo», razona Javier Herráez, que entiende que no fue del todo acertado tratar al futbolista de esa manera por parte del cuerpo técnico. «Ahora mismo, en cuanto a importancia en minutos, tiene la importancia de Vallejo o Jovic. La historia de lo que ha sido Isco es para el museo», argumenta Antonio Romero, comparándole con dos compañeros que, a priori, partían en desventaja a comienzo de temporada.

«A Ancelotti le queda tan bien el traje de entrenador del Madrid como a Isco le empieza a quedar mal el de futbolista del chandal Real Madrid 20/21. Ancelotti le tiende la mano e Isco haría mal en desaprovechar esta ocasión», continúa Romero. Mientras que Julio Pulido recuerda que el técnico madridista «ha reconocido que Isco no quería calentar, es la realidad». Asimismo, esgrime un argumento similar al anterior y piensa que esto es una oportunidad para el de Benalmádena: «Ancelotti ha abierto la puerta a que le vayan los jugadores a reclamarle minutos cuando no tengan minutos».

Por último, Miguel Martín Talavera, ‘Tala’, le compara con el caso de Juan Mata, en el Mundial que ganó España, y no encuentra justificación a lo ocurrido en el Nuevo Los Cármenes :«Hoy Mata sale a jugar 20 segundos y es campeón del mundo. No se puede justificar lo de Isco». Veremos qué ocurre en el choque ante el Sheriff en Champions. De momento, su contador de minutos en la máxima competición sigue a cero. ¿Se activará tras lo ocurrido en Granada?

Ancelotti respira: Alaba sólo tiene un golpe y estará disponible

La posible lesión de David Alaba (29 años) se va a quedar en un susto. El defensa, que sufrió un fuerte golpe en la rodilla en el encuentro que disputaba con su selección, Austria, ante Dinamarca, fue examinado por los servicios médicos del camiseta Real Madrid baratas a su regreso de la concentración con su selección. Y los galenos madridistas diagnosticaron que tiene un fuerte golpe, pero que no le impedirá estar tanto en el próximo encuentro de los blancos ante el Shakhtar (martes 19, a las 21:00 horas) como en el que será su primera Clásico ante el Barcelona (domingo 24, 16:15 horas). El golpe que sufrió el austriaco es una dolencia en la que prima también el dolor que puede sufrir el jugador, pero el futbolista se siente bien. Aún así, y en previsión del Clásico, Ancelotti tendrá la última palabra en hacer jugar al austriaco ante los ucranianos o bien, dejarle reposar para que llegue en las mejores condiciones posibles para el encuentro ante los azulgrana.

El otro jugador que acabó tocado en este parón de selecciones es Eder Militao. El brasileño se tuvo que retirar del encuentro que jugaba ante Colombia en el minuto 72 de encuentro. En un primer momento, el jugador se echaba las manos a la zona lumbar, pero tras ser examinados por los médicos de la selección brasileña, se le diagnosticó un problema muscular en la parte posterior del muslo derecho. El jefe médico de la canarinha, Rodrigo Lasmar, ha estado en permanente contacto con los galenos del conjunto blanco y es el que ha tranquilizado la situación. Militao pasará pruebas médicas el viernes 15 y, a la espera de confirmar los resultados, también llegaría para jugar en Kiev. Del mismo modo que Alaba, será Ancelotti quién decida si le alinea ante los ucranianos o le reserva para el Clásico.

Por otra parte, Hazard está muy recuperado de su sobrecarga en el isquio derecho. En la sesión de entrenamiento ha trabajado con el grupo y en solitario. Tampoco se descarta su presencia en Kiev, pero en su caso, es duda razonableAsensio, Mendy y Camavinga, otros tocados en la plantilla blanca, se ejercitaron sin problemas y con el resto del grupo. Jovic, por su parte, se quedó trabajando en el gimnasio, pero no tiene problema ninguno. Quienes no estarán en Kiev son Dani Carvajal y Mariano. El lateral sigue con su proceso recuperatorio y es duda para el Clásico, mientras que el delantero trabajó en solitario por sobrecarga muscular. Es duda para el encuentro ante el Shakhtar. Mientras, los dos lesionados de larga duración, Bale y Ceballos, siguen con sus procesos de recuperación. Serán baja para los dos encuentros de la semana próxima.

El Madrid añora a Cristiano

Hace ya dos años y medio que Cristiano se marchó del Real Madrid y en el club blanco todavía no han sido capaces de rellenar el enorme hueco que dejó. Si bien Benzema dio un paso adelante y asumió gran parte de la responsabilidad ofensiva, con el francés no es suficiente y pide a gritos la ayuda de sus compañeros. En las últimas dos temporadas (2018-2019 y 2019-2020, ambas ya sin el portugués, el conjunto blanco hizo 175 goles. Un registro muy pobre si lo comparamos con las dos justamente anteriores (2016-2017 y 2017-2018), en las que con Cristiano en la plantilla se marcaron justo 300 (173+127).

El Madrid decidió venderlo por 100 millones de euros en 2018 pensando que el sueldo que pedía en su última renovación era desorbitado (30 millones netos por temporada) para un jugador de 33 años, además de deducir que el equipo se estaba preparado para seguir ganando sin él. Desde entonces, CR7 se ha encargado de demostrar que todavía le quedaban muchos años de gran fútbol. En dos temporadas y media que lleva en la Juventus, ha marcado 87 goles. La primera acabó con 28; la segunda, con 37 (fue tercero en la Bota de Oro por detrás de Inmobile y Lewandowski); y, en la actual, lleva anotados 22. Números que le ha valido para estar entre los finalistas al Balón de Oro durante los últimos tres años. También para convertirse en el máximo goleador de la historia del fútbol. Con sus dos goles al Inter del pasado martes, Cristiano llegó a los 763 tantos en su carrera. Ha superado a Josef Bican (759) y a Pelé (757). Lionel Messi (721) queda como su único rival, aunque el argentino se sitúa 42 goles por detrás…

De cumpleaños

Hoy cumple 36 años y lo hace por todo lo alto: la Juve y Jorge Mendes, su agente, negocian una renovación de su contrato, que finaliza en junio de 2022. Su idea es retirarse con 40 años, y va camino de cumplirlo rindiendo al más alto nivel.

Sus datos en la Juventus dejan en evidencia el rendimiento de los hombres de ataque del Real Madrid. Quitando a Benzema, la suma de los goles de los diez jugadores ofensivos que han pasado por la delantera blanca en los últimos dos años y medio no llega a los 87 que ha hecho Cristiano en Italia. Bale, Asensio, Vinicius, Lucas, Rodrygo, Isco, Mariano, Hazard, Jovic y James son los señalados. Entre todos, solo han marcado de blanco 81, seis menos que el portugués.

Los casos más sangrantes son los de Jovic y Hazard. El Madrid se gastó más de 160 millones de euros en ambos en 2019 para que ocupasen parte del vacío goleador. Nada más lejos de la realidad, sólo lograron seis tantos en 67 partidos (dos del serbio en 32, por cuatro del belga en 35). Mariano, el único recambio natural de Benzema que queda en la plantilla, tampoco ha cumplido las expectativas: ha marcado seis. Gareth Bale, cedido este curso en el Tottenham, es el mayor realizador (17). La primera temporada sin Cristiano anotó 14, pero en la segunda, ya sin la motivación suficiente y con un físico maltratado por las lesiones, sólo logró materializar tres.

Se puede hacer un aparte con Vinicius (11) y Rodrygo (10). Ambos llegaron muy jóvenes de Brasil (18 años), como futbolistas para rendir a medio-largo plazo. Sin embargo, han contado con oportunidades y no siempre las han aprovechado, dejando la sensación de que van a necesitar dar un salto cualitativo en su juego y engordar sus cifras si quieren vestir de blanco toda su carrera. No hay que dejar pasar que costaron 85 millones (45 Vinicius y 40 Rodrygo).

Marco Asensio (11 goles) también tiene el salvoconducto de la rotura de ligamento cruzado que le dejó fuera de los terrenos de juego durante casi un año. Pero, a sus 25 años, el madridismo le pide algo más. Especialmente en el apartado goleador, en el que todavía no ha destacado como si lo hizo antes de la lesión.

Karim sí rinde

El que no falla es Benzema. El francés, amigo íntimo de Cristiano y su mejor socio durante su etapa en el Madrid, ha marcado 72 goles desde su marcha. Sobre él se sustentan los cimientos ofensivos del equipo: esta temporada lleva el 32% de los goles (15 de 47). La primera sin el portugués acabó con 30 y, la siguiente, con 27. Va camino de mejorar esas cifras. Es el único jugador que invita a pensar que los problemas ofensivos del equipo tienen solución. Salvar la temporada pasa por sus botas.