Hicham ve la luz

Hicham puso la nota positiva este jueves en el entrenamiento del camiseta Malaga barata. El extremo marroquí se ha pasado el año prácticamente en blanco por culpa de varias lesiones musculares y ha realizado una parte de la sesión de hoy junto a sus compañeros en el primer brote verde de su recuperación en bastantes semanas. La luz asoma al final del túnel para el veloz futbolista de la cantera blanquiazul.

El Málaga tiene depositadas buenas esperanzas en el potencial de Hicham, al que Pellicer conoce a la perfección. El técnico le dio protagonismo en el final de la pasada campaña y este curso estaba llamado a ser el de su confirmación, pero sus continuas lesiones le han frenado en seco. Su objetivo ahora es recuperarse al cien por cien y ponerse a punto con vistas al inicio de la pretemporada y al próximo curso.

Su estado físico ha generado cierta preocupación en la entidad y en el propio futbolista, que hace un par de meses visitó en Lille a un especialista en medicina deportiva para tratar de poner fin a sus problemas musculares.

Esta temporada sólo ha podido participar en tres encuentros, en los que ha disputado únicamente 44 minutos de juego. Ni medio tiempo en todo el curso. El extremo debutó en Castellón en la segunda jornada de Liga, pero sólo duró dos minutos sobre el césped antes de caer lesionado. Luego sumó ocho minutos en la derrota del Málaga en Almería (3-1) y tres días más tarde, el 16 de diciembre en Copa ante el Coruxo, se lesionó a las 34 minutos. Desde entonces no ha vuelto a jugar.

El caso de Hicham es uno de los que merece capítulo aparte en el Málaga. El futbolista renovó la pasada temporada hasta 2022 y cumplió 23 años en enero, por lo que el próximo ejercicio ya no será Sub-23 y no podrá tener ficha del filial y jugar con la primera plantilla como ha venido haciendo estos dos últimos cursos. Manolo Gaspar deberá decidir si le hace ficha profesional y le da dorsal del primer equipo o si le busca una salida en forma de traspaso o cesión este verano.

Ale Benítez sufre un esguince de rodilla

La mala nueva del entrenamiento de hoy la ha protagonizado Ale Benítez. El canterano, que se había ganado un sitio en el lateral derecho del equipo en las ultimas semanas, ha sufrido un esguince en el ligamento lateral interno de su rodilla derecha y peligra su participación en la recta final de la temporada y en la primera eliminatoria de playoff que el Atlético Malagueño debe disputar ante El Palo dentro de diez días.

Por su parte, Luis Muñoz causó baja por segundo día consecutivo debido a una sobrecarga muscular en el cuádriceps. Desde el club apuntaban que la dolencia era leve y confían en que llegue a tiempo para la cita del lunes ante el Oviedo en el Carlos Tartiere. A día de hoy es duda.

Sin noticias de Orlando Sá

¿Qué pasa con Orlando Sá? Es una pregunta que se hacen muchas de las personas que siguen el día a día del Málaga. El delantero portugués llegó a La Rosaleda este verano como uno de los jugadores llamados a liderar este nuevo proyecto marcado por la austeridad económica. Después de un largo periodo de inactividad debido a una importante lesión en el tendón de Aquiles, Sá vio en el Málaga la oportunidad perfecta para tratar de recuperar su nivel en un campeonato muy exigente como es la Segunda División española.

El ariete no escondió desde el primer día que después de tanto tiempo sin competir necesitaría de un margen algo mayor que el resto de sus compañeros para alcanzar un estado físico óptimo. Pellicer ha destacado en varias ocasiones su compromiso y su implicación dentro del vestuario. La última defensa del técnico al delantero fue este mismo sábado, en la previa de la visita a Ponferrada: «Es el jugador con más experiencia del grupo y es un ejemplo. Va a tener su protagonismo, nos va a ayudar y va a ser protagonista, no tengo dudas».

Sin embargo, Orlando Sá se marchó del Toralín sin disputar un solo minuto, situación que se ha repetido en los tres últimos partidos. El ‘9’ del Málaga apenas ha disputado en lo que va de temporada 136 minutos repartidos en seis encuentros. Su rol dentro del equipo ha ido disminuyendo a pasos agigantados en las últimas jornadas. De hecho, no ha participado en seis de los ocho últimos envites ligueros (dos se los perdió por lesión) y en los dos que ha jugado, ante Sporting y Mallorca, sólo ha disputado cuatro minutos en cada uno.

Matos, un rendimiento discutible

José Joaquín Matos es otro de los jugadores del Málaga que están actualmente en el ojo del huracán. Empezó la temporada a buen nivel, pero su rendimiento ha decrecido considerablemente. Hasta el punto que Pellicer utilizó a Iván Calero a pierna cambiada en la banda izquierda en Sabadell por delante el lateral zurdo. La baja de Ismael Casas por molestias musculares abrió las puertas de la titularidad a Matos en Ponferrada. Y el blanquiazul no tuvo su mejor encuentro. Le faltó acierto en ataque y defensivamente estuvo excesivamente blandito en el gol de la Ponferradina. Curro Sánchez le ganó la partida al lateral malaguista y anotó el 1-1 que evitó que el equipo de Pellicer sumase un nuevo triunfo a domicilio.